miércoles, 31 de julio de 2013

[Just Read]: Sueños de verano - Carole Matthews



Sueños de verano - Carole Matthews

¿Qué pasa cuando tus sueños se hacen realidad?
Nell McNamara tiene una vida feliz: su novio la adora, su hija de cuatro años es el centro de su mundo y tiene un trabajo estable en el fish&chips local. Cuando le surge la oportunidad de dar rienda suelta a su creatividad, no lo duda. Inspirada por lo que puede lograr - y animada por los mejores amigos que una chica puede tener - Nell se decide a probar algo nuevo. Pone en marcha un negocio con su propia línea de bolsos, ¡que pronto se convierten en un rotundo éxito!
Al parecer, los sueños de Nell finalmente se van a hacer realidad, pero el éxito tiene un precio. En poco tiempo, Nell tendrá que plantearse si realmente es posible tenerlo todo...

Este libro llegó a mí gracias al sorteo realizado en los blogs Momentos de silencio compartido y Libros que hay que leer con la iniciativa de "Julio, el mes del amor".

Leerlo me ha llevado más tiempo de lo esperado, pero mereció la pena. Es algo más largo (445 páginas) a lo que últimamente acostumbro a leer (unas 200). Dividido en capítulos más bien cortos, poco a poco vamos conociendo a Nell y su familia: Olly, su novio, y Petal, su hija.

Al principio me sorprendió la historia porque se nos presenta a una pareja que roza los 30 y que viven el día a día a duras penas. Ambos tienen trabajo, pero trabajos sencillos: en una freiduría ella y él haciendo pizzas por las noches y luego también en un bar como dj. Viven de alquiler en una casucha y no pueden aspirar ni siquiera a tener un coche porque no se lo pueden permitir. De esto, lo que me extrañó es que siendo jóvenes no tuviesen formación y viviesen tan a la buena de dios, aunque fuesen felices. Digamos que tienen una mentalidad un poco hippie, de que estando juntos y viviendo el día a día, no necesitan nada más. No aspiran a nada más que pasar el resto de sus vidas juntos y felices. 

Pero entonces claro, llega ese momento en la vida en el que te das cuenta de que vales para algo mucho mejor que servir patatas fritas con pescado. Nell tiene mucha creatividad, con pocas cosas le da un cambio a cualquier habitación, vestido, traje... etc. Su pasión son los bolsos y descubre que le gustaría dedicarse a ello: a diseñar sus propios bolsos y que todos disfruten luciéndolos. Animada por sus amigos, decide dar el paso y convertirse en diseñadora. 

Y cuando decides dar un giro tan grande, no siempre todo es fácil: hay que formarse, seguir trabajando para ganar dinero, cuidar de la hija, "cuidar" del marido... Y el día apenas tiene 24 horas... Y a ello hay que sumarle que muchas veces estos cambios los hacemos en plan ¡¡YA!! Ahora o nunca. Y eso puede traer problemas... no se ha pensado bien, no se ha consensuado... y puede que nos falte el apoyo necesario de los que nos rodean... 

Al principio la historia es lenta, casi se nos cuenta lo que pasa cada día. A partir de la mitad la acción ya se desarrolla con más movimiento y de un capítulo a otro ha podido pasar una semana sin problemas. También se percibe otro cambio hacia el final del libro: que tanto Nell como Olly nos cuentan lo que pasa en capítulos alternos, cuando antes más bien lo hacía Nell. Y es que en el fondo, este libro gira en torno a la relación de Nell y Olly (así que también estamos hablando de novela romántica). El nuevo negocio de bolsos de Nell hará que su relación de tantos años pase por unos baches que nunca habían pensado que existirían, aparecen tentaciones que unidas a la falta de intimidad en la pareja (tienen una hija de 4 años que nos los abandona a sol y sombra, sobre todo en la cama.... ) hace que la consolidación de la pareja, aquello que los unió, lo que les hace es alejarnos cada vez más... ¿Es posible que aquella persona de la que te enamoraste y por la que lo darías todo resulte al final no ser realmente el gran amor de tu vida y vuestros caminos deban separarse a pesar de tener una hija en común?

Añadir también que si bien nos acostumbramos a una historia de vida real, de vida cotidiana, de una joven pareja con sus problemillas del día a día, el final se llena de una acción al más puro estilo Hollywood que me sorprendió, más bien porque no me parece muy real aunque no deja de ser posible (pero eso sí, son de esas cosas que si salen en la tele dirían: "No intente hacerlo. Solo el 1% de quienes lo hacen salen victoriosos").

En definitiva, una historia sobre cómo alcanzar nuestros sueños y combinarlos con la vida que ya teníamos creada antes de que nuestro sueño se pusiese en marcha. Una historia sobre los contratiempos tanto en el trabajo como en el amor. Y una buena manera de conocer la pluma de Carole Matthews, si como en mi caso, no la conocías ya (autora británico muy conocida en el género de novelas de comedia romántica y chick-lit).

Y vosotros ¿también disfrutaréis de los Sueños de verano?


viernes, 26 de julio de 2013

Que la suerte acompañe



Hacía tiempo que no hacía entrada de sorteos, así que vuelvo de nuevo con ello. 

En este caso, quien organiza el sorteo (bella575 de Entre Lápices y pinceles) también estaba de vuelta a la blogosfera. Así que se dijo: ¿Y que mejor manera de volver que con un doble sorteo? y ademas de MANGA.

Y yo, en cuanto lo ví, me dije: "¡¡¡CÓMO TE ENTIENDO!!!... ¡Bienvenida de nuevo!"

Los dos mangas que se sortean son dos tomos únicos de la misma mangaka: Sueño perverso y Jaula perversa de Miku Momono.


+ info, clic en la imagen

No he leído ninguno de los 2 y no pintan mal aunque hay opiniones diversas. Además, tampoco he leído nada de Miku Momono, por lo tanto, no se puede dejar de probar suerte. Porque en esto, como en la vida, lo importante es participar (^v^)

¡¡Y que la suerte acompañe!!

lunes, 22 de julio de 2013

[Just Read: cómic]: Skim - Mariko y Jilian Tamaki




Desconsoladamente gracioso, emocionante y vibrantemente dibujado, Skim es un libro extraordinario - una novela gráfica inteligente y sensible con la más alta calidad literaria y artística -, de y sobre mujeres jóvenes.
"Skim" es Kimberly Cameron, una gótica regordeta que quiere ser una bruja que va a un instituto privado para chicas. Cuando a su compañera de clase Katie Matthews la deja su novio y luego se suicida,
todo el instituto entra de lleno en duelo. Cuando los consejeros escolares, preocupados por el asunto, empiezan a dar charlas sobre el duelo y el luto y la chica más popular del instituto inaugura un nuevo club (¡Las chicas celebran la vida!)
para levantar el ánimo del instituto, Skim se hunde en un profundísima depresión.
Y enamorarse sólo empeora las cosas...
Suicidio, depresión, amor, ser o no ser gay, enamoramientos, camarillas y encontrar la manera de ser un ser humano completo... Todo esto se explora en esta brillante colaboración entre las primas Mariko y Jilian Tamaki. Una mirada tensa, penetrante y conmovedora del dolor de cabeza que supone ser joven.



Me topé con este cómic recientemente cuando decidí echar un ojo a la sección cómic de la biblioteca en busca de algo que me llamase la atención. Hace un año empecé a leer cómic y manga, y como tengo muy buen recuerdo de ello, me parece que el verano es ideal para leer este tipo de lecturas, más amenas, rápidas e incluso más penetrantes y chocantes (cuando leo cómic te metes tanto en la historia que por unos momentos te evades del mundo real).

Lo primero que me llamó la atención fue el color de la portada y su formato de tapas duras. Digamos que el libro en sí me gustó, fue casi un flechazo a primera vista. Sin embargo, el dibujo de la portada ya no me gustaba tanto (no es un dibujo tan bonito y que entra por el ojo como puede ser el de algunas obras de manga), pero entonces le día la vuelta, leí la sinopsis y me dije: "mmm... Tiene buena pinta... Cosas de adolescentes, problemas... Veámos qué pasa y cómo se afronta". Y así es como Skim se fue conmigo para casa. 

Se puede decir que ese día merendé Skim. Me lo leí de una sentada y lo disfruté. 

Conocemos a Kimberly, una gótica regordeta (de ahí que la llame Skim - delgado - para meterse con ella). En el fondo tampoco está tan gorda... ni da la sensación de ser tan gótica (yo imaginé que iría siempre de negro y cosas así, pero para nada). Eso sí, es un tanto especial. Quiere ser bruja y tiene un espacio en su cuarto a modo de santuario de brujería y está escribiendo un libro sobre ello. 

Tiene una amiga con la que tiene casi una relación amor-odio, pues son amigas pero también se lanzan indirectas a la cara... A veces es una manera de expresarse, como cuando llamas a una amiga cabrona (ejemplo: "Pero qué cabrona que eres, tía" XD) pero sin hacer referencia a su significado, sino como forma coloquial y con toque humorístico. Eso sí, veremos que la relación sufre cambios, pasa por altibajos... y es que cuando uno es adolescente, hoy dices que eres de tipo A para toda la vida y luego cambias y te gustan las cosas tipo B, casi de la noche a la mañana.... es una etapa de experimentación, desarrollo y crecimiento, sobre todo a nivel personal y emocional.

Skim y su amiga --> Skim - Mariko Tamaki y Jilian Tamaki


En la historia no se deja de hacer referencia al caso que cambia el curso de vida en el instituto: el suicidio del novio de una compañera de clase. Parece que todo el mundo se vuelca con ella, y por eso una de las chicas del colegio forma el grupo Las chicas celebran la vida para ayudar a todos a no caer en el suicidio, a darles ánimos por vivir... pero parece que se centran más en obsesionarse por ayudar sin conocer y sin dejar a las personas que necesiten ayuda expresarse...  Y entonces ésta chica, que parecía una enemiga para Skim, cobra protagonismo... Conclusión: la vida da muchas vueltas y las apariencias no son siempre lo que parecen ser. Hay que conocer a la gente para juzgarla... pues muchas veces tiras piedras en tejado ajeno y luego resulta que acabas bajo ese techo...
Skim y su "última" amiga --> Skim - Mariko Tamaki y Jilian Tamaki

La depresión de Skim no la noté tanto como se nos cuenta en la sinopsis... Lo que sí la atormenta en parte es descubrir el amor y lo que se llega a sufrir por él. 

Se nos cuentan las cosas iniciando cada una con una entrada en el diario de Kimberly. Unas pocas palabras al "Querido Diario", muchas veces con frases profundas y reflexivas. 

En conclusión, un cómic interesante, entretenido, con muchos temas de fondo, para recordar la adolescencia y sus problemas, sus vivencias, sus experiencias, las primeras veces, para crecer y conocer. Y también para romperte un poco los sesos para entender algunas cosas.

Skim - Mariko Tamaki y Jilian Tamaki

viernes, 19 de julio de 2013

[Just Read: manga] Tokyo Style - Moyoco Anno



Tokyo Style - Moyoco Anno

Matsukata Hiroko es una mujer de 28 años de edad, es fuerte, independiente, talentosa y muy trabajadora. Es editora en la revista semanal JIDAI, y sus colegas la llaman Hataraki Man (literalmente "hombre trabajador") a causa de su dedicación al trabajo. A pesar de ser exitosa en el ámbito laboral, su vida no es lo que ella esperaba, dado que ocupa la mayor parte de su tiempo en las actividades del trabajo.

Llegó a mis manos este manga de la mano de un sorteo en el blog Entre lápices y pinceles. Y me emocioné un montón porque eran los primeros tomos manga que iba a tener (hacía como medio año que había empezado a leer manga y aún no había comprado ninguno, no estaba suficientemente puesta en el mundo como para decidirme a dar el paso de comprar alguno, además, que cuando lo hiciese, quería que fuese de alguna obra muy significativa para mí, que fuese un tesoro el tenerla.)

Como no sabía mucho ni del manga ni de su creadora, indagué por la blogosfera en busca de info y reseñas... y ¡jo! La mayoría de las reseñas no eran muy buenas, no dejaban en muy buen lugar a este manga...

Pero nadie podría estropear mi ilusión. Así que hoy hice de tripas corazón y me puse manos a la obra con mis 4 tomos de Tokyo Style. 

El dibujo no está mal, eso sí, con muchos detalles a veces, así que tiene bastante curro detrás. Hay escenas llenas de detalles, tanto de paisajes como de cosas que puede haber en una amplia mesa llena de papeles de la redacción de una editorial. 

Más que contar una historia con una linealidad y continuidad, que en parte también lo es (conocemos la vida de Hiroko Matsukata), son como lecciones de vida, de sucesos, de personalidades, de maneras de afrontar nuevos retos, de luchar. Cada capítulo cuenta una historia relacionada con Hiroko, su trabajo y sus compañeros. Un capítulo no tiene por qué guardar relación directa con el anterior. Algunas cosas se mantienen, como por ejemplo lo relativo a la vida sentimental de Hiroko o su puesto de trabajo.  Por eso, creo que en este estilo es en lo que radicaba el que las reseñas leídas no fuesen muy favorables, porque no se nos cuenta una historia durante 4 tomos, sino que es como una especie de diario sobre la vida de Hiroko, una chica obsesionada con trabajar. Con ellos, y con cada capítulo, conocemos sucesos en los que se llega a una conclusión y que guardan relación con el título del mismo, por ejemplo: "La que se mata a trabajar", "El del ramen", "La que siempre miraba atrás", "La que seguía siendo princesa"...

Quizás todo ello es lo que ha contribuído a que a mí este manga sí me gustase, y porque además, me acerca más la vida y estilo de vida japonesa. Es también, una forma de conocer a los Hataraki Man

La cultura japonesa la conoces observando los detalles: lo que comen, cómo lo comen, dónde, las posturas que tienen, cómo son las casas, las oficinas, los espacios exteriores... Y la cultura Hataraki Man la conoces viendo el día a día de Hiroko: 100% pendiente del trabajo, desdejando todo lo demás por el trabajo (y cuando digo todo, es todo...) A su vez, también conocemos el mundillo editorial en Japón. Y es que este es un manga perteneciente a la vida laboral que además trata temas sociales y serios, como por ejemplo, el del vertido ilegal de basuras, desechos industriales, corrupción de políticos, el patrimonio de la humanidad, la veracidad de las fuentes periodísticas, estafas... etc

Eso sí, tengo que decir que la forma de expresarse de la autora no la he llegado a entender en algunos momentos, por lo que hay veces en los que avanzas para seguir adelante y ver si te aclaras, porque no acabas de pillar lo que quiere decir o a lo que se refiere (no sé si esto sólo me habrá pasado a mí, pero ahí queda). Por lo demás, todo positivo. Eso sí, he tardado como medio año en leerme los 4 tomos, pero es que no puse de seguido con él. Lo que sí procuraba era leer cada tomo de varias sentadas seguidas y no dejarlo a medias para no romper tanto con el hilo de la historia. Solía leerlo aprovechando los minutos previos a echarme a dormir o en ratos muertos. 

Por lo tanto, si quieres conocer un poco más la cultura japonesa, destacando sobre todo la faceta de los hataraki man, y de entre ellos, la tenacidad de una mujer en el mundo editorial gobernado mayoritariamente por hombres, éste es tu manga. Doblemente más satisfactorio porque a parte de leer también descubres con el sentido de la vista a través de las imágenes. Una manera más (y divertida) de acercarte a algo nuevo. Especialmente dedicado para chicas de 18 a 30 pero abiertas también a público masculino. 

Y vosotros, ¿sois unos hataraki Man?

viernes, 12 de julio de 2013

[Just Read] El Sr. Penumbra y su librería 24 horas abierta - Robin Sloan


El Sr. Penumbra y su librería 24 horas abierta - Robin Sloan

 El Sr. Penumbra y su librería 24 horas abierta - Robin Sloan

Dentro, imaginaos la forma y el volumen de una librería normal vuelta sobre un costado. 
Era un lugar ridículamente estrecho y vertiginosamente alto, cuyas estanterías llegaban 
hasta arriba: tres pisos de libros, quizá más. Torcí el cuello (¿por qúe las librerías resultan 
siempre tan incómodas paralos cuellos?);
los estantes se difuminaban suavemente entre las sombras, de tal modo que parecía que no tuvieran 
fin. Todos estaban atestados, y tuve la sensación de encontrarme en el linero de un bosque. 
Pero de un amable bosque californiano, sino de uno viejo de Transilvania, repleto de lobos y 
brujas y bandidos con puñales, agazapados donde la luz de luna ya no alcanza. Colgadas de las 
estanterías, había unas escaleras que se deslizaban hacia los lados. 

Una divertida y sorprendente fantasía clásica sobre los lugares en los que se acaban encontrando 
los viejos y los nuevos conocimientos. De manera inteligente, utiliza la era digital para ponerla 
al servicio de la fantasía... El querer saber por qúe los personajes quieren resolver el miesterio 
de Penumbra es lo que mantiene al lector pasando páginas. - San Francisco Chronicle


Supe de este libro mirando un día las últimas novedades adquiridas en la biblioteca de mi barrio. Me llamó la atención en título. Leí de qué iba y decidí arriesgarme y probarlo. Luego, poco antes de tenerlo, pude leer una reseña sobre el mismo en uno de los blogs que frecuento, y concluí que la novela estaba bien aunque incluía unos cuantos términos relativos al mundo digital y de la programación que podían hacerla un poco difícil de entender al público. Bueno, aun así me dije que  ver vería si a mí me costaba entenderla o no.

Y así me puse a leerla. Se divide en 3 partes y cada una en capítulos, cada uno con su título propio. 

Es una novela actual, del siglo XXI, y efectivamente, los protagonistas son unos geek informáticos en toda regla. Pero tiene un toque de mezcla de la vida moderna y tecnológica de hoy en día con la tradición y manualidad de los tiempos pasados. 

El protagonista, Clay, es un joven que ha quedado en el paro. Con estudios de informática, trabajó en una tienda de bagels para la que creó una página web con tal de aumentar ventas. Le fui bien pero el negocio no, así que después de un año se fue directo a la cola del inem. Necesita trabajar y descubre la librería del Sr. Penumbra, una librería abierta 24 horas y bastante rara, porque apenas tiene clientela, así que ya me diréis cómo es posible que este negocio sea viable económicamente hablando... Pues eso se descubrirá y ahí estará el meollo de la cuestión (no exactamente saber cómo se mantiene, sino el motivo de su existencia y el que se mantenga, la razón que hay detrás). Hay una sección extraña en la librería, en la que no se compran libros sino que se toman prestados. A Clay no le está permitido mirar pero un día lo hará y descubrirá que son libros extraños, cifrados, lo que se lee es un código, y los que vienen a por ellos son gente de lo más rara, que llegan a horas intempestivas en mitad de la noche, locamente desesperados. Además, hay un libro de registros en los que se debe apuntar todo: quién entra, qué libro se lleva, qué ropa lleva puesta, qué cara trae hoy... Libro que será clave.

También conocemos a los amigos de Clay (sobre todo a uno que tiene  desde el 6º curso; se hicieron amigos porque eran amantes de la misma trilogía de aventuras de una autor que luego resultará tener mucho más que ver con la librería del Sr. Penumbra y todo su tinglado de lo que Clay hubiese podido pensar). Conocemos también a sus compañeros de piso (chico y chica), y también a una chica muy googlera con la que llegará a tener una relación. Todos ellos tendrán papeles importantes en la trama de esta historia.

Lo que más me gustó de todo fue que, aunque es una novela en la que se habla bastante de tecnología, del mundo Google, de ordenadores, de progamar... etc (cosas que a los mortales de a pie nos puede sonar todo un poco extraño... aunque si tienes alguna noción, no tanto), tiene de fondo el descubrir algo que se remonta a tiempo pasados, a unos cuantos siglos atrás... un misterio, un secreto que hay que desvelar y que todos llevan muchos años trabajando en ello para descifrarlo... y de pronto, llega Clay con su PC y ¡PUM!... a golpe de ratón resuelve con su aplicación de visualización en 3D de la librería una parte importante del enigma que hay detrás de la sección de libros prestados codificados...

Me llegó a enganchar y cuanto más avanzaba, más devoraba, pero a un ritmo sin que lo notase. Iba leyendo y cuando me daba cuenta, ¡hala!, otro capítulo más leído y como que necesito seguir...

Me recordó un poco a cuando leí libros del estilo "El código Da Vinci" o "El último caton". El empezar con un misterio, ir avanzando poco a poco, cada vez más pistas, probar, esperar llegar al final de todo, pero FRACASO..., desesperación, reanimación, vuelta a empezar, tenacidad y seguir, seguir, seguir... Así que si disfrutaste con esos libros, seguro que con ésta también lo harás, y encima descubrirás que muchas veces, las nuevas tecnologías tienen mucho más uso y utilidad del que les damos. Que no hay por qué renunciar a los avances aunque a veces, las cosas antiguas no hace falta descubrirlas haciendo uso de lo más moderno, pues quien lo creó, en sus tiempos, no existían, así que las pistas las habrá dejado en otros medios; lo que pasa que muchas veces no miramos y escuchamos adecuadamente, y por eso muchas obviedades se nos escapan.

Conclusión: merece la pena entrar en la librería del Sr. Penumbra y dejarse embaucar por su misterio.

Robin Sloan

lunes, 8 de julio de 2013

[Just Read] Suma y sigue - Toni Jordan


Suma y sigue - Toni Jordan
Una comedia romántica sobre una mujer obsesionada por los números.
Desde los ocho años, Grace tiene una manía, se pasa el día contando absolutamente todo lo que está a su alrededor: las letras que contiene su nombre, los pasos que da para llegar a su cafetería favorita, las veces que se cepilla el pelo. Ahora, con treinta y cinco años ha dejado su trabajo como maestra y lleva una vida rutinaria en la que todo sigue un orden y donde no hay lugar para los imprevistos. De hecho, su vida se ha convertido en una suma continua y Grace es incapaza de hacer nada antes de interpretar las cifras con las que se ha topado, o consultar con una la foto del famosos matemático Nikola Tesla que tienen en su mesilla de noche. 
Pero entonces aparece Seamus, un hombre atractivo, cuyo nombre y apellido suma diecinueve letras, igual que el suyo - ¡no puede ser casualidad!- y el ordenado mundo de Grace sufre una repentina revolución que le servirá para darse cuenta de que en los asuntos del amor las matemáticas y los pensamientos racionales no tienen cabida. 
"Una historia de amor original y conmovedora." The Times
"Una novela tan vital y divertida como su protagonista." Sydeny Morning Herald
"Suma y sigue plantea muchos interrogantes sobre nuestros valores y nuestra sociedad, con una prosa irresistible y amena." Australian Book Review


Cuando me enteré de la iniciativa Julio, mes del amor desde los blogs Momentos de silencio compartido y Libros que hay que leer, me propuse buscar novelas de temática romántica para leer. Una ya la tenía en casa pero al menos quería leer 2 novelas de este tipo porque ya que tengo un mes entero, al menos probar la temática de forma más contundente y así comprometerme más con la causa.

En otro de esos días de visita a la biblioteca para devolver un libro, no pude resistirme a ojear las estanterías y me encontré con esta novela. Me gustó la portada, me llamó la atención la sinopsis (lo de que se pasaba la vida contando cosas y me lo imaginé en un flash mental rápido y me puse a pensar si yo sería capaz de vivir así...) Era, por lo tanto, una novela con un chica y una historia un tanto peculiar. Pero lo que me convenció del todo para llevármela fue cuando leí que se la calificaba de "comedia romántica". Así que dije: "ideal para Julio, mes del amor."

Mi primer pensamiento fue que esta novela sería del estilo chick-lit, pero estaba equivocada. El estilo de escritura de Toni Jordan me sorprendió. Al principio, y dada mi intuición fallida, me resultó extraña la forma de redactar: me parecía como demasiado seria para algo que iba a ser una comedia romántica. También la manera de contar las cosas: conocemos a la protagonista (Grace), peculiar donde las haya, casi maniática, extremadamente controladora de su tiempo que lo tiene totalmente organizado: cuándo se levanta, cuándo desayuna, cuándo se acuesta, cuánto come, cuántos bocados da... etc. Cosas que nos parecen raras pero que a Grace le funcionan y le van bien. Pero lo que me chocaba un poco al principio era la manera de cambiar de un tema a otro. Tan pronto estaban contándonos algo y de pronto el siguiente párrafo trataba otra cosa, que en fondo, sí que tenía relación con lo anterior pero que de primeras no lo parece.

Sin embargo, y a pesar de lo dicho, una vez metida en materia, pillado el estilo de la autora, ya no puedes dejar de conocer a Grace y su vida. Y sobre todo cuando Seamus aparece en su vida, así, de repente. Una casualidad en el supermercado y al día siguiente otra vez. Y así, algo que vino de pronto, se queda para siempre (¿para siempre?... no os lo desvelaré.)

Por la manera de contarnos las cosas, por la peculiaridad de la protagonista y su vida, las cosas giran en torno a su obsesión por contar las cosas y cómo eso la condiciona a la hora de relacionarse con los demás. Así que parece que el romanticismo no hace aparición. Pero en el fondo, si no fuera por el amor, no ocurriría lo que pasa. Por lo tanto, quiero advertir que no es una novela al uso de amor, besos y romanticismo a raudales hasta decir basta. ¡No! Pero sí se palpa el amor, ese que surge sin darte cuenta, que te atrae, que te enseña que ya no quieres vivir sin él, y que te hace intentar cambiar para mejor.

En el fondo, a partir de la vida de Grace se tratan muchas cosas más: obsesiones, trastornos, traumas, temas de familia... Y me gustó porque también contaba muchas verdades de forma clara y directa sobre la realidad de la vida. Y para muestra, un botón: os transcribo un fragmento de la obra que nos encontramos casi al inicio de la obra, y que, tras leerlo, fue uno de los puntos clave que me hizo que siguiese leyendo, porque me gustó esa forma de decir las cosas y porque intuí que además esta historia me haría pensar en cosas de la vida y en mi vida: 

pag 28: 
Cuando daba clases, siempre hablaba acerca de los miedos. A los niños les encantaba eso. Les gustaba conquistar el empleo de palabras largas, casi de trabalenguas, tanto como a mí me gustaba enseñárselas. Recuerdo sus favoritas: ablutofobia, el miedo a bañarse; ailurofobia, el miedo a los gatos; y, por supuesto, arachibutyrofobia, el miedo a que la mantequilla de cacahuete se te pegue al velo del paladar. 
Como de costumbre, recibí quejas de los padres. "¿Desde cuándo esto va a ayudarle a mi Bylinda a mejorar sus notas?" Y, como de costumbre, yo no pude decirles la verdad acerca de las vidas de sus hijos o, lo que es igual, acerca de sus propias vidas: que son ciegos para apreciar los colores y sordos para apreciar los sonidos; que son como las hormigas que compiten corriendo por mi balcón cuando sale el so y que compiten de regreso cuando se pone. Conseguirán empleos en oficinas y la mayoría trabajará lo suficientemente bien para ganarse el sustento. Conocerán a otra hormiga del sexo opuesto, o del mismo, pedirán prestado más dinero del que sus abuelos pudieron imaginar y pondrán su libertad como garantía para comprarse un chalecito prefabricado e idéntico a tantos, situado entre un parque y una estación de metro. Si procrean, producirán más hormigas obreras que asegurarán el crecimiento económico y más contribuyentes que sustentarán a más políticos y pagarán para tener unas escuelas con una calidad de enseñanza cada vez más baja. Cuando se retiren, ya no recibirán un reloj de oro, sino una pensión calculada en función del coste de la vida. Entonces, las hormigas hijo se irán de casa para evitar los efectos de la codiciosa falta de productividad de unos padres que se regodean en la autocompasión. Luego, los padres se gastarán la pensión en medicinas para la artritis, la diabetes y el corazón, o en una píldora azul de cuatro caras, que a ellos se la pondrá dura y a ellas se lo pondrá húmedo, recordándoles los tiempos en que, durante cuatro minutos dos veces por semana, ciertas oleadas les hacían sentir vivos. Sus últimos años los pasarán en casas basurero llenas de otras hormigas rechazadas, donde contemplarán las paredes y el techo hasta conocer cada grieta y desconchón, tanto como antiguamente conocieron sus propias caras. Morirán sin dolor gracias a los avances de las nuevas terapias farmacológicas, igual de entumecidos y ausentes que cuando vivieron.  Finalmente, sus propiedades serán repartidas y ellos habrán desaparecido. 


En conclusión, os animo a dejaros embaucar por Grace y su obsesión con los números. Aprenderás también sobre historia (por la constante mención de Nikola Tesla, pilar fundamental en la vida de Grace), nos hará reflexionar sobre la vida (porque al final, en cuanto devoré este libro, me dije: "vale, esto es una novela, pero puede ser real totalmente, hay tantos trastornos raros en el mundo y que desconocemos..."), nos reiremos (como al conocer a otras personas con otras obsesiones sobre las que sabremos) y disfrutaremos con la relación de Grace y Seamus, no falta de altibajos. En fin, una comedia romántica nada al uso pero divertida, diferente.

¿Os animáis a Sumar y Seguir?

sábado, 6 de julio de 2013

Frases que marcan (76)



Leída en El Sr. Penumbra y su librería 24 horas abierta - Robin Sloan


* Hoy he decidido hacer entrada de FQM porque siendo fin de semana, creo que es uno de los mejores momentos para aplicar lo dicho en esta frase, salir y comenzar a adentrarnos en nuevos senderos.

viernes, 5 de julio de 2013

[Just Read]: 7 minutos para la revolución - Jordi Sierra i Fabra


Siete minutos para la revolución - Jordi Sierra i Fabra
Este libro aborda el fenómeno de los ídolos y fans desde todos los puntos de vista posibles, para que el lector saque sus propias conclusiones y pueda decidir.
El libro comienza con una novela, "Siete minutos para la revolución", de Jordi Sierra i Fabra. Patricio es un chico de lo más normal. Introvertido, sencillo, testarudo, vive al son de su guitarra y sus canciones. Podría seguir así, pero su vida cambia en cuestión de segundos cuando alguien lo descubre y le abre las puertas de la fama. Ahora su vida y la de su novia, Noemí, ya no transcurre al ritmo de su música, sino al de los gritos de sus fans. La segunda parte del libro es un análisis profundo del fenómeno de los fans, de Pilar Varela, psicóloga y periodista. Ofrece información y documentación desde todos los puntos de vista y da los elementos necesarios para reflexionar, contrastar y actuar. Luego, tú verás.

En una de mis variadas visitas a la biblioteca y en un día de esos en los que te dices que no vas a coger ningún libro porque tienes aún unos cuantos para y por leer... Pues no me pude resistir a ojear las obras que había de Jordi Sierra i Fabra. Y es que es un autor que aún no he catado y tenía ganas. Así que me decanté por algo con pocas páginas. Y así es como esta novela llegó a mis manos. 

Me llamó la atención el tema, pues yo no soy tan fanática, y como trataba la historia de cómo alguien se convierte en estrella, pues decidí leerlo para ver si descubría algo nuevo que desconocía del mundo de la música y las fans. 

Nos cuenta la historia de Patricio, un joven asturiano de 19 años, estudiante de arte en Madrid pero que también en canta-autor. Sencillo, romántico y yo también diría que racional.  Un buen día es descubierto por un directivo de una de las mayores discográficas del mundo mientras tocaba en el retiro. Queda tan prendado de su estilo que decide entablar conversación con él. Y así comienza todo el cambio que se avecina en la vida de Patricio. 

Patricio tiene novia (Noemí) que es todo lo opuesto a él (por decir algo, ella estudia económicas y es poco poquísimo romántica). Pero esas diferencias es lo que hace que se compenetren y se atraigan. Noemí tiene un papel muy importante en la vida de Patricio (huérfano de padre y con una madre que se dedica a la vida del campo en su pueblo natal asturiano). Digamos que es lo único que tiene en Madrid y lo más importante. Ella será clave en su nueva vida y en el gran paso que da cuando toma la decisión de aceptar la oferta de la discográfica para ser la futura nueva estrella del panorama musical. 

Para lo que me sirvió leer "Siete minutos para la revolución" fue para conocer (o quizás más bien para verificar) las argucias de las discográficas para producir y producir más y más cantantes. Lo que está claro es que lo que prima es la imagen y las ventas. Me sirvió para conocer cómo según el momento tienes un público, con una perspectiva de que se mantenga unos 5 años y luego ya se verá qué pasa, pues el tiempo pasa para todos (tanto para el artista como para sus fans) y eso implica cambios en las actitudes, gustos, formas de ver la vida y de identificarte con las letras de las canciones. 

Patricio es un chico que ante todo quiere triunfar por sí mismo, siendo quien y como es, sin mentiras, sin adornos... pero eso es muy difícil lograrlo. Sólo no puede ir, y pronto le hacen ver que necesita tener una banda de músicos con él... Lo entenderá pero entonces vendrá el entenderse con ellos... 

Vemos también el cambio en la vida de Patricio en cuanto a lo económico (de pasar penurias para pagar el alquiler a vivir en un piso de lujo con estudio de música incluido...) y también en cuanto a la soledad: estar todo el día fuera, primero preparándose para grabar y producir y luego estando de gira por toda España, desgasta el contacto con su novia... y así surgen luego pequeñas mentiras que quieren ocultar cosas que ninguno se atreve a decirse por miedo a que todo se termine. 

Pensé que se iba a tratar más el tema del fanatismo de las fans, pero esto apenas se toca. Se sabe que de la noche a la mañana pasa de ser un desconocido a ser super popular, hasta el punto de tener fans afincadas en su portal o de atacar a su novia por celos... Se centra más en ver la experiencia desde la perspectiva y vivencia de Patricio, un joven al que la fama apenas cambia, y al que un hecho crucial en su vida le hará replantearse todo. 

Por lo tanto, está bien para conocer un poco más el mundo de la creación de estrellas musicales, y para, por otro lado, reflexionar sobre el tema con las vivencias y sensaciones de Patricio. Obra corta, unas 160 páginas, con bastantes capítulos, cortos, y con una estética bonita: tipografía en azul y con frases relevantes en cada parte de la historia resaltadas. Pero no te vas a encontrar una historia de chismorreo, diversión, locura, lujuria... (que en parte fue lo que yo pensé erróneamente). Es más como una historia-documental. 


lunes, 1 de julio de 2013

Balance Retos Literarios 2013



1 de Julio de 2013
Podríamos decir que ya ha pasado medio año y llegamos por lo tanto a la mitad del 2013. Así que me parece buen momento para pararme y revisar cómo van avanzando mis retos literarios de este año (además de que es la primera vez que me planteo estos retos).

     957 / 2013 caracteres


0 / 1 obra


17 / 15 autoras


Reto 2013: Leer 100 tomos manga
24/ 100 tomos manga


Reto 2013: 75 Tomos Manga
24 / 75 tomos manga


reto-10-books
4 / 10 English books


Y ahí van todos los libros que han hecho posible que los avances en mis retos tengan las cifras que tienen: 

DragonBall 22, DragonBall 23, DragonBall 24, DragonBall 25, DragonBall 26, DragonBall 27, DragonBall 28, Dragon Ball 29 - Akira Toriyama
Suki to ienai - Miyawaki Yukino
Tokyo Style 1, Tokyo Style 2, Tokyo Style 3, Tokyo Style 4 - Moyoco Anno
Ura peach girl 1 - Miwa Ueda
Mi año. 1. Primavera - Jiro Taniguchi
Pídeme lo que quieras - Megan Maxwell
Celebrity Yukojou Yaku - Kurahashi Erika
Secretos - Sara Shepard
Tú sabes que me adoras - Cecily Von Ziegesar
Venganza - Sara Shepard
I’m not an angel 1, I’m not an angel 2, I’m not an angel 3 - Ai Yazawa
Suma y sigue - Toni Jordan
Siete minutos para la revolución - Jordi Sierra i Fabra
El Sr. Penumbra y su librería 24 horas abierta - Robin Sloan


Como siempre, espero que con el verano pueda darle un buen empujón a todos los retos, pues a parte de poder tener algo más de tiempo para leer, también apetece mucho salir al sol acompañada de un libro.

Hay cosas que me han sorprendido, como por ejemplo haber conseguido leer obras de más de 15 autoras (cosa que si seguro planeo de antemano no lo hubiese logrado); o el reto de Paul Auster, que teniendo que leer nada más que una novela suya y teniendo en cuenta que comencé el año con una de ellas en mis manos, aún no he conseguido leerme una novela suya entera... cosa que debo poner remedio cuanto antes.

Por ahora, tengo entre manos:
- Leer novelas románticas durante el mes de julio, por participar en Julio, el mes del amor.
- Leer alguna novela de Milly Johnson (cosa que tengo ganas desde el año pasado)
- Leer más novelas de Yoko Ogawa.
- Leer mucho más manga que tengo pendiente, como por ejemplo Dragon Ball y I'm not an angel (que ya los empecé y los tengo a medias).


¿Cómo van vuestros retos?